¿Qué es un triciclo evolutivo?

Los triciclos evolutivos son los triciclos para bebés más cómodos y versátiles del mercado. Y es que, están diseñados de tal forma que crecen con tu peque y se adaptan a cada una de sus etapas. Así, añadiendo unas piezas y quitando otras puedas pasar en cuestión de segundos de un triciclo para bebés de menos de un año a uno para un niño de un año o incluso para un peque de tres años. Increíble, ¿verdad? Pero no solo esto, los triciclos evolutivos han ido avanzando y desarrollándose a pasos agigantados añadiendo grandes dosis de innovación y de diseño de forma que prácticamente puedes usarlos como si de una sillita de paseo se tratara.

Si quieres descubrir de cerca cómo evolucionan este tipo de triciclos para niños, ¡sigue leyendo! Te lo contamos todo a continuación.

¿Cómo evolucionan estos triciclos para niños?

Prácticamente, podemos decir que hay tantos triciclos evolutivos como usos le quieras dar y tantos  también como etapas quieras que te acompañe. Así, encontramos triciclos 3 en 1, que podrán acompañaros durante tres fases o etapas, pero también triciclos 4 en 1 o incluso 6 en 1.

Aunque cada modelo de triciclo evolutivo es un mundo, te resumimos aquí algunas de sus principales fases.

Fase 1. Triciclo evolutivo para bebés de menos de dos años

En la primera fase de un triciclo evolutivo, este cuenta con todas las funcionalidades y elementos de seguridad que requiere un carrito al uso. También con todos los elementos necesarios para que pasear sea súper cómodo. Así, en esta etapa, los sistemas de rueda y de manillar libre están desactivados para que sean los papis quienes empujen el carrito desde la barra de dirección y puedan llevarlo allá donde quieran. Esta barra suele ser, por lo general, ergonómica y regulable en altura, por lo que no tendrás ningún problema para que se adapte perfectamente a ti. Si bien es verdad que, con estos sistemas desactivados, tu bebé podrá jugar a conducir y hacer como que pedalea.

Por lo que respecta al peque, va super cómodo en su sillita, pero lo estará todavía más si esta está acolchada y cuenta con elementos como parasol o capota. La seguridad es lo más importante  cuando se trata de tu bebé. Por eso, antes de comprar un triciclo evolutivo debes asegurarte que tiene todos los elementos de seguridad necesarios. Algunos de ellos son las barras de seguridad, los arneses y los cinturones. Otros triciclos incorporan también otras funcionales como la posibilidad de colocar el asiento a contramarcha o de reclinarlo para que se puedan echar una siestecita.

Primera fase del triciclo evolutivo

Fase 2. ¡Listos para empezar a pedalear!

La segunda fase de los triciclos evolutivos podrás disfrutarla tan pronto como tu peque crezca un poquito y llegue a los pedales. Podrá, al principio, jugar a conducirlo. Cuando lo veas listo, bastará con que actives el sistema de la rueda y del manillar y antes de que te des cuenta, ¡será él el que te esté llevando a todas partes! Por supuesto, todavía podrás ayudarlo desde la barra de empuje.

Al llegar al parque, tu peque le sacará el máximo partido a todos los accesorios que pueda llevar el triciclo como el volquete, la cesta para los juguetes o incluso el claxon.

Evolución del triciclo

Fase 3. Un triciclo tradicional

Por último, cuando tu bebé sea mayor, podrás desmontar elementos como el parasol y la capota, los reposapiés y la barra de empuje, ¡estarás ante un triciclo como los de siempre! Con él, la diversión en el parque con sus amigos está más que asegurada. Ha llegado el momento de que empiecen a descubrir el mundo ellos solitos. Eso si, ¡desde tu atenta mirada!

Triciclo evolutivo final

¿Qué tipos de triciclos evolutivos hay?

Ahora que ya sabes cómo funcionan estos triciclos, recopilamos algunos de los tipos más habituales que podrás encontrar en el mercado. Como podrás observar, se diferencian básicamente en el nivel de prestaciones y funcionalidades. Así, los más destacados son:

Triciclos plegables: Si, los triciclos evolutivos también pueden ser plegables. Así ahorrarás mucho tiempo cuando quieras transportarlo, pero sobre todo, lograrás que guardarlo en el maletero o en casa sea pan comido. Algunos de estos triciclos tienen un sistema tradicional de plegado, otros sin embargo, van todavía más allá y logran que el triciclo se pliegue con solo apretar un botón.

Triciclos con asientos reclinables: es esencial si a tu peque le gusta echarse una mini siestecilla durante el paseo y quieres garantizar que vaya cómodo y seguro.

Triciclos que funcionan a contramarcha: con asiento giratorio, estos triciclos son perfectos para tener al peque bajo control en todo momento.

Ahora que conoces cómo funcionan los triciclos evolutivos y los tipos que hay, ¿cual vas a elegir? ¡Te animamos a echarle un ojo a nuestro catálogo!

Dejar un comentario